Búsqueda personalizada

15 enero 2007

Todo en su justa medida

Cuantas veces hemos oído al médico decir: "haga usted ejercicio, coma mucha fruta y beba mucha agua". Cuando ponemos el consejo en práctica, lo hacemos con sentido común, y suele ser nuestro cuerpo el primero que dice "basta". Pues al parecer, en Sacramento, California, el sentido común lo tienen poco desarrollado. Allí, una mujer ha muerto víctima de una intoxicación por exceso de agua. Es decir, ha muerto por beber mucha agua.

Pero, ¿cómo puede suceder esto? Pues tan sólo hay que reunir a un público deseoso de conseguir algo de forma gratuita, ponerlo en los medios de comunicación, donde todo está permitido (porque si se hiciese en la calle, de forma particular, seguro que te encierran de por vida...), y ofrecer una Nintendo Wii a aquél que consiga beber más agua sin ir al baño.

Total, la mujer empezó a sufrir molestias en la cabeza, se fue a su casa, y allí la encontraron muerta. Según el forense, Ed Smith, "la mujer murió por intoxicación con agua".

En fin, sigo pensando que a algunos, por mucha agua que beban, no les llega riego al cerebro...

No hay comentarios: